Un Enfoque Radical para una Vida Plena

 

Holigral es un modelo de psicología surgido de la investigación y desarrollo de sistemas inteligente que permite nuevas perspectivas y medios de solucionar los diversos retos de la época moderna.

Ofrecemos sencillos procesos de cambio personal y organizacional que permiten detonar el potencial de personas y organizaciones, de manera sencilla y efectivba sin importar el grado de complejidad.

El Ciclo de Vida de la Experiencia Humana

 

Visionario, Introspectivo y Profundo

 

Excelencia para Aquellos Líderes Conscientes

 

                                                                                         La Ciencia que Soporta a Holigral

 Holigral se desarrolló a partir de la experiencia de más de 25 años de Pam Saunders en la investigación, desarrollo y transferencia de Inteligencia Artificial en aplicaciones de radares militares. Uno de sus logros fue el identificar patrones similares entre la operación de radares inteligentes y la mente humana para entonces aplicar a la psicología los principios que utilizaba en el diseño tecnológico y empezar el camino más radical y disruptivo para comprender la experiencia humana.

El método emerge de la transferencia de modelos utilizando algoritmos y métodos para el reconocimiento de patrones: un modelo de ciclos de vida R-CADMID, los teoremas de Shannon, Nyquist; teoría de los seis grados de separación y modelos para la inteligencia de señales (medición, selección, clasificación).

 En el mismo proceso se tuvieron colaboraciones de importancia con otros vanguardistas exploradores de la experiencia humana como Ellen Watkeyn Seymour, creadora de RAPSI y el ya fallecido David Grove, creador del Lenguaje Limpio. En el diseño del Método Holigral, también se utilizaron diversas y extensas fuentes de mitos, arqueología, leyendas y obras de ficción.

 El método ha sido completado, implementado y difundido en una gama de culturas, lenguas, sistemas de creencia y grupos demográficos en una diversidad de países siendo un modelo de realidad humana de vigencia universal. Ha sido aplicado en grupos de perfil clínico como trastornos mentales diversos, adicciones, sindrome de estrés postraumático, autismo leve, Asperger, Tourette, extra sensibles y uno que otro sociópata -con la debida negociación y riesgos-.

 La Teoría que fundamenta al Método Holigral ofrece una serie modelos para entender como los humanos construimos nuestra realidad individual o colectiva en nuestra mente. A manera de resumen, el método comprende de:

  • El Ciclo de Vida subyacente en toda actividad humana: personalidad, negociaciones, proyectos, culturas, relaciones.

  • El Sistema de Atractores de la Persona en y entre los hemisferios derecho e izquierdo del cerebro.

  • La Estructura Piramidal de Organización de la experiencia humana y social.

  • El árbol genealógico del Colectivo Personal (Hydra).

  • Procesos con patrones de preguntas para atender la estructura y no el contenido de la experiencia.

Aplicar los procesos permite de manera efectiva y profunda una navegación de las estructuras de realidad a ojos abiertos y con el enfoque del camino de la menor resistencia para:

  • Liberar las estructuras de la persona que fueron creadas en los momentos definitorios (trauma).

  • Resolver las disonancias cognitivas que inhiben la escencia de cualquier foco de atención.

  • Resolver los patrones ancestrales o cadenas de proyección y aprendizajes culturales.

 Existen procesos para entender dinámicas sociales y comprender grupos como pareja, familias o hasta culturas; entender mercados y los retos al futuro. Nuestros procesos mapean diversas situaciones para lograr una comprensión óptima y accesibilidad a recursos internos y externos altamente sustentables y efectivos en sus resultados.

En lo relativo a trabajar con organizaciones, aspiramos a hacerlo con el liderazgo ya que es desde éste rol, que se logran los resultados más óptimos y benéficos para todos los involucrados.

 

El eje de la teoría y método Holigral se basa  en comprender los ciclos subyacentes de vida y la estructura correspondiente en la experiencia humana a todo nivel o proporción. Por tanto, se trata de cierre y resurrección en cualquier situación de tu vida, proyecto o problemática innecesaria. De esta forma, se libera aquello que no sirve más o genera resistencias y se accede así, al flujo constante y fácil donde las nuevas y optimizadas percepciones y conductas permiten un mayor rendimiento personal o grupal pocas veces experimentados.

La época actual nos demanda cada vez mayores y más rápidos esfuerzos y tensiones; un uso más eficiente de recursos en escasez y mejores capacidades de resistencia y adaptabilidad ante los diferentes y muy cambiantes escenarios en los que nos desempeñamos, en casi todos. También, vivimos en una época donde la complejidad que hemos creado no se puede resolver eficientemente desde la hiper-especialización y monocultura en la que estamos operando y en donde estos enfoques se están agotando y pudieran llegar a un punto de colapso.

Cualquier persona u organización que se proponga enfrentar exitosamente estos retos, se verá obligada a recurrir a la innovación a través de liderazgos conscientes, altamente efectivos y capaces de dirigir los esfuerzos y recursos hacia nuevos valores de sustentabilidad y cooperación para lograr la supervivencia y prosperidad requerida por todos los involucrados. El camino es el mismo que las artes marciales y la “no mente”, un enfoque en el que todo surge de manera natural e intuitiva para lograr el máximo resultado.

Una organización, como sistema viviente que es, logrará los mejores resultados en cualquier ámbito de su actividad cuando facilita los mejores marcos de referencia para el desarrollo de su capital humano, su desarrollo organizacional y los procesos implementados para el logro de sus metas. En éste contexto, nuestra especialidad es el alto rendimiento y óptimo desempeño de personas y organizaciones.